Para finalizar esta inmersión científica, todos los alumnos de Primaria participaron en una divertida gymkana. Cada día se ocupó un ciclo de llevar a cabo, de una forma totalmente lúdica, los distintos pasos de que consta el método científico: observación, formulación de hipótesis, experimentación, elaboración de las conclusiones y publicación de los resultados (cuentan, miden, entrevistan a los “sospechosos”, debaten y comparan sus apreciaciones…), a partir de un supuesto “robo” de las golosinas que se habían dispuesto para celebrar la llegada de la primavera.

En suma, el alumnado se ha adentrado en el fascinante mundo de la ciencia y la investigación. Se han convertido en científicos y detectives.

Agradecemos al AMPA del colegio y especialmente a Beatriz Moreno Terrón, mamá de alumnas del centro y química de formación, su implicación, dedicación y participación en la preparación y desarrollo de estas actividades.